Alexitimia en clases

Ya publicamos un post sobre la alexitimia. Pero la respuesta de una madre de familia nos ha traído de vuelta al tema.

La alexitimia designa la incapacidad para hacer corresponder las acciones con las emociones o la incapacidad para leer o expresar emociones o sentimientos. Es un trastorno que afecta a 1 de cada 7 personas. No obstante, estos resultados deben ser interpretados con cautela debido a la ausencia de investigaciones que los corroboren.

Las manifestaciones alexitímicas esenciales son:

  1. La incapacidad para expresar verdaderamente las emociones o los sentimientos.
  2. La limitación de la vida imaginaria.
  3. La tendencia a recurrir a la acción para evitar y solucionar los conflictos.
  4. La descripción detallada de los hechos, de los síntomas físicos, actividad del pensamiento orientada hacia preocupaciones concretas.

¿Qué hacer?

Ayudarles a los niños a saber qué sienten, a nombrar sus emociones. Se debe prestar atención y cuando algo les pase (se enojen, se entristezcan, se alegren, se frustren, se aburran, etc.) lo mejor es poder decírselos, así ellos aprenden qué nombre tiene aquello que les sucede.

En su página de Facebook, la madre de familia y maestra propone:

Actividad#1

Nombre: El espejo y yo

Objetivo: Visualización de las emociones

Edad: 2 años en adelante. Recomendado jardín de infancia.

Indicaciones: Se necesitará de un espejo en caso de no tener, se puede realizar la variante donde un niño es la persona y el otro el espejo, alternando luego los roles. El maestro orientará mediante la descripción y por último la indicación precisa la emoción que debe ser representada por el niño, frente al espejo o al otro participante que debe tratar de representar lo más parecido posible.

Aporte: Esta actividad ayuda a los alumnos a empezar a detectar y reconocer gráficamente las diferentes emociones. Mediante la observación, el maestro podrá determinar, cuáles son los niños que necesitan mayor tiempo para reconocer y expresar lo que sienten.

Actividad#2

Nombre: Mi rostro es lo que siento

Objetivo: Expresar mediante movimiento faciales diferentes tipos de emociones.

Edad: 7 años en adelante. Recomendado en la primaria.

Indicaciones: El maestro debe describir la emoción elegida detalladamente y los niños deben representar la misma solo con expresiones faciales. Las emociones elegidas deben ser variables de manera que el niño deba pasar de la alegría, a la tristeza, del enojo, a la melancolía, en un corto espacio de tiempo.

Aporte: Mediante la observación de las expresiones faciales de cada alumno, el maestro podrá identificar, como el individuo se ve a sí mismo, ante situaciones emocionales determinadas. Ayudando al docente a determinar si tenemos algún niño en la clase, incapaz de reconocer sus emociones.

Actividad #3

Nombre: Lo que puedo sentir.

Objetivo: Expresar emociones dentro de un grupo, usando solo mímicas.

Edad: 12 años en adelante. Recomendado para secundaria, bachillerato y universidad.

Indicaciones: La actividad debe realizarse en grupos de trabajo, no mayor a 5 participantes. Una vez formados los equipos deben elegir a modo de sorteo una emoción y un número de presentación. Tendrán 5 minutos para prepararse. Las emociones deben ser representadas por cada grupo según el número que le corresponde y utilizando únicamente mímicas y movimientos; podrán interactuar entre ellos y con el público, pero no están permitidas las palabras.  Los demás equipos deben lograr identificar la emoción.

Aporte: Esta actividad dará a los alumnos la posibilidad de reconocer sus emociones y expresarlas valiéndose de la interacción grupal. Mediante la observación el profesor podrá identificar los alumnos con mayores dificultades para expresar emociones e integrarse en un grupo.

Conclusión

Estas son tres propuestas de actividades que puedes hacer en clases y te ayudarán a determinar quiénes son los alumnos con mayores dificultades para reconocer y expresar sentimientos. Este es un aspecto fundamental a tener en cuenta para lograr un proceso enseñanza-aprendizaje coherente con los principios de la atención a las diferencias individuales. Saber cómo detectar si tenemos alumnos padeciendo alexitimia en nuestra clase, es una habilidad profesional que ningún maestro puede obviar. Enseñar a nuestros alumnos a vivir con palabras para el afecto, es educar.

 

Comentarios

mood_bad
  • No hay comentarios todavía.
  • Agrega un comentario