Generación Z y mercado laboral

La Generación Z no se siente preparada para el mundo laboral.

¿De quiénes vas a hablar?

La generación Z, aquellos nacidos entre 1995 y 2015.[1] Crecieron en un contexto incierto. La manera de ver el mundo cambió, aumentó la diversidad social, cambiaron algunos roles sociales. Aprendieron a salir adelante en un mundo difícil. Son jóvenes maduros, autosuficientes y creativos. Están acostumbrados a solucionar problemas y necesidades de manera personal y enfocada.

Son expertos en tecnología y nativos digitales. Son autodidactas. Más del 20 % lee en tablets y dispositivos. El 32% hace todas sus tareas y labores online. El 33 % aprende vía tutoriales en internet.  

Traen nuevas habilidades, altas expectativas, pero…

¿Qué sucede con ellos?

Para el 2020, uno de cada cinco trabajadores en el mundo será de esta generación. La generación Z constituirá el 20% de una fuerza laboral multigeneracional. Sin embargo, aunque confían en sus habilidades y su conocimiento tecnológico, no se sienten preparados para entrar en la fuerza laboral. Mientras tanto, los profesionales de alto nivel temen ser superados.

Dell Technologies encuestó a 12,086 estudiantes secundarios y postsecundarios, de entre 16-23 años. Representando a 17 países: Estados Unidos, Canadá, Brasil, Reino Unido, Alemania, Francia, Turquía, Australia / Nueva Zelanda, China, Japón, Indonesia, Singapur, Malasia, Tailandia, Vietnam y Filipinas.

  • El 80% aspira a trabajar con tecnología de vanguardia.
  • El 80% cree que la tecnología y la automatización crearán un entorno de trabajo más equitativo.
  • El 91% dice que la tecnología influiría en la elección de empleo entre ofertas de empleo similares.

¿Qué implicaciones tiene este parecer?

El 77% está dispuesto a ser mentores de tecnología para otros en el trabajo. La Gen Z entiende cómo la tecnología puede transformar la forma en que trabajamos y vivimos. Para tener éxito en la era de la Inteligencia Artificial (IA) los líderes empresariales deben cerrar la brecha digital.

¿Cuál es el problema?

La Gen Z confía en sus habilidades tecnológicas, pero se preocupa por tener las habilidades blandas y la experiencia adecuada para la fuerza laboral.

  • El 52% confía más en que tienen las habilidades técnicas que desean los empleadores, pero no las habilidades no tecnológicas.
  • El 57% piensa que su educación los ha preparado bien para futuras carreras.

La Gen Z demanda una conexión más humana. La comunicación personal es el método preferido para conectarse en el lugar de trabajo.

  • El 53% prefiere ir a una oficina en lugar de trabajar desde casa.
  • El 58% quiere trabajar en equipo, frente al independiente.
  • El 75% espera aprender de sus compañeros en el trabajo, no de los programas en línea.
  • El 82% dice que las redes sociales pueden ser una herramienta valiosa en el lugar de trabajo.

¿Qué debe hacerse?

  • Las empresas pueden ayudar a la Gen Z a desarrollar habilidades blandas y confianza a través de pasantías, rotaciones de trabajo y otros programas.
  • Las escuelas deben enseñar a los estudiantes cómo aprender. El pensamiento crítico, la lógica, el juicio y el impulso creativo son habilidades codiciadas por los empleadores.

[1] Esta generación es la que sigue a los Millennials (generación nacida entre 1981 y 1995).

Comentarios

mood_bad
  • No hay comentarios todavía.
  • Agrega un comentario