Crowdfunding: recompensa para jóvenes investigadores

Crowdfunding o micromecenazgo, ha abierto la puerta a las personas que no podrían participar en el mecanismo tradicional de financiamiento de subvenciones.

El término que proviene del inglés se traduce al español como financiación de masas. También recibe los siguientes nombres: micromecenazgo, financiación masiva, financiación por suscripción, cuestación popular y microfinanciación colectiva.

Prescinde de la tradicional intermediación financiera. Pone en contacto promotores de proyectos que demandan fondos, con inversores u ofertantes que buscan en la inversión un rendimiento. Sobresalen dos características:

  • La unión masiva de inversores que financian pequeños proyectos de alto potencial, con cantidades reducidas.
  • El carácter arriesgado de dicha inversión.

La investigación de crowdfunding invierte el modelo tradicional de recompensa de la ciencia. Los investigadores que carecen de experiencia extensa o que no demuestran un buen registro de publicaciones, son ahora los más exitosos en obtener dinero del público. Los donantes transfieren las cantidades una vez que la investigación ha alcanzado un objetivo predefinido.

¿Quién tiene éxito en la ciencia del crowdfunding?

  • Las mujeres tienen más éxito que los hombres para recaudar dinero utilizando la plataforma.
  • Los investigadores menos experimentados, como los estudiantes de doctorado y posdoctorados, tienen más éxito que los más experimentados.
  • Los investigadores sin un doctorado tuvieron una tasa de éxito del 61%, en comparación con el 33% de los profesores asociados o profesores. Los investigadores novatos generalmente piden menos dinero.
  • En todos los niveles de antigüedad, las mujeres tuvieron una tasa de éxito del 57%, en comparación con el 43% de los hombres.
  • La inclusión de publicaciones de revistas anteriores en la página del proyecto no hacía más probable que el proyecto se financiara.

El equipo que realizó la investigación no está seguro de por qué ciertos grupos tienden a ser más exitosos en la financiación colectiva que otros. Podría ser que los investigadores más jóvenes llegan con más efectividad a las redes sociales, tengan ideas más creativas o el público prefiera financiar al desvalido.

Will Ludington, un biofísico de la Institución Carnegie para la Ciencia en Baltimore, Maryland, muestra que las subvenciones más grandes y la mayor libertad de la burocracia están disponibles a través del crowdfunding. En 2013, formó parte de un grupo que recaudó $ 350,000 USD a través del sitio de crowdfunding Indiegogo.

El financiamiento colectivo para la ciencia brinda oportunidades. Es un fenómeno bastante nuevo, por lo que aún no está claro cuáles podrían ser las limitaciones. Por ejemplo, las personas que usan sitios de financiación colectiva pueden estar financiando proyectos que parecen atractivos, pero no estar financiando ciencia básica.

Comentarios

mood_bad
  • No hay comentarios todavía.
  • Agrega un comentario